Contactanos

Mundo

Diez meses de trabajo forzoso a un joven cubano por marchar en la calle el 11J

Publicado

en

Momento en que Armando Sardiñas Figueredo es detenido por un policía y un agente de la Seguridad del Estado vestido de civil, el pasado 11 de julio en La Habana

La imagen de un joven reducido violentamente por un policía de civil a pocos metros del Capitolio de La Habana se ha convertido en una de las fotos icónicas de la represión contra los manifestantes el pasado 11 de julio. Ahora, el protagonista de la instantánea tomada por un reportero de 14ymedio enfrenta una sanción de diez meses de internamiento en un campo de trabajo correccional.

Armando Sardiñas Figueredo, de 20 años, compartió este lunes en su cuenta de Twitter el documento emitido por el Tribunal Supremo Popular (TSP) en el que se le informa que ha sido sancionado a «diez meses de privación de libertad subsidiado por trabajo correccional con internamiento», una condena que deberá purgar en el centro de La Lima, Guanabacoa.

«Nunca ofendí ni agredí a ningún oficial», asegura el joven, quien cuenta que nadie lo conminó a manifestarse aquel domingo, que se enteró de las protestas «por las redes». Sardiñas narra que varios agentes de la Seguridad del Estado se dirigieron a él cuando se unió a la manifestación pacífica del Parque Central. Uno de ellos le intentó dar un golpe, pero Sardiñas lo esquivó, tras lo cual lo inmovilizaron, lo montaron en una patrulla y lo trasladaron a la unidad policial de Zanja.

«No sabía por qué me arrestaban, porque sabía que no estaba cometiendo ningún delito», dice el joven, que asegura que dentro de la celda había «unas 70 personas que seguían manifestándose»

Allí, lo metieron en un calabozo. «No sabía por qué me arrestaban, porque sabía que no estaba cometiendo ningún delito», dice el joven, que asegura que dentro de la celda había «unas 70 personas que seguían manifestándose».

Un oficial, narra Sardiñas, lo entrevistó unas dos horas después, «y prácticamente me obligó a firmar la orden de detención». La acusación: «desorden público». Pasó diez días encarcelado, y, lamenta, a raíz del arresto perdió su trabajo.

Autor

Copyright © 2021 Informatepy.com

A %d blogueros les gusta esto: