La corrupción de Joe Biden al rojo vivo: un ex socio del candidato demócrata reveló todo el entramado de corrupción con China

En medio de un blindaje mediático sin precedentes de la innegable corrupción del candidato Joe Biden, el conductor más popular de la TV estadounidense, Tucker Carlson, mantuvo un mano a mano con Tony Bobulisnki, quien dio testimonios de primera mano sobre la corrupción demócrata.

0
75
Tucker Carlson, mantuvo un mano a mano con Tony Bobulisnki, quien dio testimonios de primera mano sobre la corrupción demócrata.

Mientras los medios internacionales ocultan el escándalo más grande de la política norteamericana desde Watergate, nuevas revelaciones y testimonios de primera mano ponen al candidato demócrata Joe Biden contra las cuerdas.

Si esta es la primera vez que escuchas esta noticia, es porque el blindaje mediático ha sido efectivo. En síntesis: una serie de emails que se obtuvieron directamente del disco rígido de la computadora personal del hijo de Joe Biden, Hunter, revelaron una trama de corrupción que vincula a toda la familia Biden con casos de corrupción de empresas de Ucrania, de Rusia, de Kazajistán, de Rumania, de Luxemburgo, y principalmente, de China.

La computadora de Hunter Biden fue obtenida de un servicio técnico en Delaware, donde el hijo de candidato la había dejado para reparar en mayo de 2019 pero nunca la pasó a buscar. La computadora llegó a las manos del abogado personal de Trump, Rudy Giuliani, quien envió la información a cuatro medios de confianza; The New York Post, The National Pulse, Breitbart, y One America News.

Entre estos cuatro medios abrieron la caja de pandora de todos los crímenes documentados en emails, mensajes de texto, fotos, audios y videos encontrados en la laptop. A parte de videos personales que muestran a Hunter consumiendo drogas fuertes y manteniendo relaciones sexuales con prostitutas (cuya edad todavía no pudo ser determinada), una serie de emails revelaron que Joe Biden, ex vicepresidente y actual candidato a presidente, también estaba involucrado.

Pero toda esta información no había podido ser verificada, hasta que entró en escena Tony Bobulinski, un ex socio de Hunter y Joe Biden que fue partícipe de algunos de los crímenes detallados en los mencionados emails. En una explosiva conferencia de prensa que dio la semana pasada, minutos antes del último debate entre Trump y Biden, mostró celulares y emails personales que corroboran toda la información obtenida por la computadora portátil.

Como era de esperarse, pocos medios mencionaron esta noticia. Entre los diarios hispanohablantes, solo La Derecha Diario ha cubierto en detalle esta trama de corrupción que, dicho sea de paso, es uno de los casos mejor documentados y con más evidencia que todavía no ha sido llevado a la Justicia.

Ante este blindaje, el conductor más famoso de la televisión estadounidense, Tucker Carlson, decidió llevar a cabo un mano a mano con Bobulisnki en Fox News, donde le dio la oportunidad de hablarle a casi 8 millones de televidentes, en lo que fue el programa de noticias más visto de la historia del país.

Carlson inició la entrevista señalando la enorme riqueza que posee Bobulinski de su vida empresarial, indicando que no ha hecho esto porque necesita mayor exposición o una ganancia extra. Más bien, está luchando “para limpiar el nombre de su familia” luego de que los principales referentes del Partido Demócrata lo tildaron de “agente de la desinformación rusa“.

El resto de medios nacionales han suprimido su historia. Los reporteros lo han ignorado – intencionalmente ignorado – y, en muchos casos, deshonestamente distorsionado decenas de documentos que prueban que la versión de Bobulinski es cierta. Nunca en la historia de Estados Unidos se han alineado más centros de poder para matar una historia legítima en los días previos a una elección. Eso es lo que está pasando ahora mismo. Si está buscando una amenaza real para nuestra democracia, una amenaza real, usted está viendo cómo se desarrolla aquí”, expresó de manera contundente Carlson, antes de darle la palabra a Bobulinski.

En el transcurso de la entrevista, Tony Bobulisnki cuenta cómo él fue reclutado por la familia Biden para ayudarlos a lanzar una serie de empresas internacionales, relacionadas con el mundo de las finanzas, para poder recaudar fondos de importantes políticos y empresarios de todo el mundo. “La idea de Joe Biden cuando llegó a la Casa Blanca como Vicepresidente fue que su hijo y su hermano recorran el mundo vendiendo acceso a la Oficina Oval“, remarcó.

Y así lo hicieron: luego de que Joe Biden llegue a la Vicepresidencia, entre 2009 y 2017, Hunter Biden formó parte de una serie de empresas y creó otras con el único objetivo de canalizar sobornos de distintas partes del mundo para su familia. La que mejor detalla Bobulinski es SinoHawk Holdings, una financiera que se creó entre Hunter Biden; Jim Biden, hermano de Joe; James Gilliar, un empresario inglés que servía de nexo con el mercado europeo y asiático; y Rob Walker, asesor financiero de los Biden.

A lo largo de la entrevista, Bobulinski explica cómo esta empresa fue utilizada para obtener dinero de China, sea por empresarios chinos o miembros del Partido Comunista Chino.

Creo que Joe Biden y su familia están comprometidos por los chinos“, empezó argumentando. Como parte de sus negociaciones comerciales con la compañía energética china CEFC, Bobulinski señaló que él era “insignificante e irrelevante en esta discusión” a los ojos de los chinos porque los jugadores reales eran “la familia Biden, que obviamente está dirigida y operada por Joe Biden“. De hecho, dijo que dos ejecutivos de CEFC “hicieron referencia a prestarle 5 millones de dólares a la familia Biden” y que decían que podían confiar en que serían leales. 

CARLSON: “¿Cuáles son las implicaciones de esto en el futuro si Joe Biden es elegido Presidente, lo que muy bien podría suceder? ¿Cómo limita esto su capacidad para tratar con China?” 

BOBULINSKI: “¿Estás pidiendo mi opinión personal?” 

CARLSON: “Tu opinión es de alguien que ha trabajado con los chinos.”

BOBULINSKI: “Entonces, creo que Joe Biden y la familia Biden están comprometidos. Obviamente he mencionado que yo tenía un nivel de autorización ‘Q’. Se me había informado sobre el compromiso y, ya sabe, con quién puede uno hablar, tratar y hacer negocios. Yo simplemente no veo, dada la historia aquí y los hechos que conté, cómo Joe no puede ser influenciado por los chinos. Entonces, como ciudadano y contribuyente estadounidense, estoy muy, muy preocupado.”

CARLSON: “Parece que en este punto hay mucha documentación y, nuevamente, tenemos sus documentos, los que conservó, los textos, los correos electrónicos y los documentos legales, pero presumiblemente, hay muchos otros porque había muchos otroas personas involucradas en esto. ¿Es posible que estas cosas simplemente desaparezcan y nadie las cubra durante los próximos cuatro años si Biden es elegido? Parece que hay mucha evidencia por ahí.”

BOBULINSKI: “Creo que el pueblo estadounidense debería exigir que se investigue esto y no sé cuál es el partido adecuado para hacerlo. ¿Ese es el DOJ? ¿Ese es el FBI? ¿Ese es el Congreso? ¿Ese es el Senado? Pero no veo ningún escenario donde esto sea investigado… Yo esperaría que otras partes probablemente hayan destruido o eliminado información. Yo no lo hice. Tengo todos los correos electrónicos, todos los mensajes de texto, todos los WhatsApp que se intercambiaron y se los proporcioné a las autoridades y aquí los estoy discutiendo.”

“Hunter Biden fue solo el facilitador, toda la familia Biden está metida en esto”

La relación de los Biden con Bobulinski comenzó a través del empresario británico James Gilliar, quien le dijo en la víspera de Navidad de 2015: “Habrá un trato entre una de las familias más prominentes de EE.UU. y ellos [los chinos], construido por mí“.

Nunca se trató de Hunter Biden o Jim Biden. Se trataba del apellido de la familia, el legado de Biden” , explicó Bobulinski, a lo que Carlson contestó que mientras ocurría todo esto Joe Biden todavía era Vicepresidente en funciones. Las cosas se aceleraron hasta mayo de 2017, cuando Bobulinski se unió al equipo y se reunió con Hunter y Walker “varias veces en el Chateau Marmont… y la discusión fue que querían que me sentara con su padre, solo para conocerlo y, a un alto nivel, discutir los detalles con la familia Biden y cómo abordan las cosas“.

BOBULINSKI: “Como puedes imaginar, cientos de personas me preguntaron el último mes, ¿por qué te reuniste con Joe Biden? Y yo le di la vuelta a la pregunta a la gente que me preguntó: ¿por qué a las 10:38 en la noche de un 2 de mayo, Joe Biden se tomaría un tiempo de su horario para sentarse conmigo en un bar oscuro en The Beverly Hilton, posicionado detrás de una columna para que la gente no pudiera vernos, para tener una discusión sobre su familia y mi familia y negocios a un nivel muy alto donde Jim Biden se sentó y Hunter Biden participó? Soy irrelevante en esta historia. No estaban recaudando dinero para mí. No había otra razón para estar en ese bar reuniéndome con Joe Biden que discutir lo que estaba haciendo con el nombre de su familia y el CEFC chino.”

En esta primera reunión con Joe Biden, Bobulinski dijo que Hunter lo presentó como “la persona de la que les hablé que nos está ayudando con el negocio en el que estamos trabajando con los chinos“. Además, Bobulinski tuvo una segunda reunión ese mismo mes con el ex Vicepresidente después de su discurso en Milken y, durante ese intercambio, Joe le pidió “que vigile a su hijo y a su hermano.

CARLSON: “¿Qué… qué crees que quiso decir con eso?”

BOBULINSKI: “Creo que estaba consciente de las cosas. Y sabes, no puedo hablar por él.”

CARLSON: “Correcto.”

BOBULINSKI: “Tal vez, me encantaría que se hiciera público. Sabes, como mencioné anteriormente, solo estoy sentado aquí porque no lo han hecho, no solo no han dejado constancia, lo han negado y han manchado mi apellido y una larga historia de servicio a este país. Y hacer que otros congresistas hablen sobre la desinformación rusa. Tienen una autorización de la NSA y del DOE. Serví a este país durante cuatro años en uno de los entornos más elitistas del mundo, el Comando de Entrenamiento de Energía Nuclear Naval. Y tener un congresista [Adam Schiff] hablando sobre la desinformación rusa o Joe Biden en un debate público que hace referencia a la desinformación rusa, cuando él sabe que se sentó cara a cara conmigo, que yo estaba… que viajó por todo el mundo con su hijo y su hermano.”

Carlson recordó que Bobulinski le había pedido a Biden y sus aliados que se retractaran de sus acusaciones de que él era un espía ruso desinformando al pueblo americano. Bobulinski había llamado a Rob Walker, y le había pedido que se contacte con los Biden para avisarles que si no se retractaban, él saldría a hablar. 

Cuando Carlson preguntó qué había dicho, Bobulinski respondió que “Rob estaba bajo una enorme cantidad de estrés” y dijo que haría algunas llamadas (incluso al abogado de Hunter Biden). “Pero él me dijo que era imposible hacerlo, pero no soy ingenuo; sé que no era imposible de hacer“, agregó Bobulinski y confirmó que “me dijo que si salía a hablar los iba a enterrar a todos“.

CARLSON: “La familia Biden sabía que ibas a hacer público esto. Y hablaste con Rob Walker al respecto, nuevamente, el autodenominado representante de la familia Biden. ¿Cuál fue su respuesta cuando le hiciste saber que ibas a hacer público esto?”

BOBULINSKI: “Nos vas a enterrar a todos, me dijo. Me dijo que no tengo que hacer esto, que ellos no quieren camiones de prensa frente a nuestra casa. Me dijo que iba a tener que mudarse, que podría perder su trabajo y todo eso, ya sabes, no estoy tratando de causar daño a nadie en esta situación, pero debo contar la verdad.”  

CARLSON: Correcto. 

BOBULINSKI: “Por no hablar de Rob Walker y su familia, James Gilliar y su familia. Pero básicamente, la posición de Rob era, si hablas de todo esto, nos enterrarás a todos.”

Carlson además tocó un tema sobre el cual la prensa internacional ha mentido descaradamente. En uno de los mensajes, se ve que Hunter se refiere a “mí Presidente” dentro de todo el entramado de corrupción. Mientras en otros mensajes se había hecho mención al Presidente del CEFC, Ye Jianming, en este mensaje en particular Hunter estaba hablando de su padre.

CARLSON: “Quiero poner en la pantalla, aquí hay un mensaje de texto que recibiste de Hunter Biden, para usted: ‘Hola TONY, tengo una idea. A la luz del hecho de que nos encontramos en una especie de impasse y tanto los abogados de James como mi Presidente dieron un rotundo NO, creo que todos deberíamos reunirnos en Rumania el martes de la próxima semana’. Y entonces están escuchando a los reporteros decir que ese ‘Presidente’ era de hecho alguien del Gobierno chino. Pero aquí tienes luego a Rob Walker respondiéndote por privado, dado que claramente hay cierta confusión sobre esto, y lo pondré en la pantalla ahora, cuando dijo, cuando Hunter Biden dijo su ‘Presidente’, estaba hablando de su padre.”

BOBULINSKI: “Correcto. Hay dos presidentes en esta historia. Está el presidente Ye, que es el Presidente de CEFC, y ese texto de Hunter Biden, no estaba hablando sobre el presidente del CEFC si no lo que Hunter hace referencia allí, era que habló con su padre y Joe estaba dando un rotundo no a la pregunta que tenía, que estaba estableciendo una gobernanza adecuada en torno a Oneida Holdings.”

CARLSON: “Entonces Joe Biden está vetando su plan para imponer una gobernanza más estricta en la empresa. Y está aquí muy claro en el correo electrónico.”

BOBULINSKI: “Sí, Tucker quiere tener mucho cuidado frente al pueblo estadounidense con esto. No soy yo quien escribe eso. No soy yo quien afirma eso. Ese es Hunter Biden escribiendo en su propio teléfono, escribiendo que hablé con ‘mi Presidente’, haciendo referencia a su padre.”  

CARLSON: Pero tienes al representante de la familia Biden, Rob Walker, diciendo aquí mismo, el 19 de mayo: ‘No. Cuando dijo su presidente, estaba hablando de su padre’. 

BOBULINSKI: Exactamente.

En uno de los últimos intercambios de la entrevista, Bobulinski asegura que ni Hunter, ni Jim ni Joe Biden tenían ninguna calificación empresarial para abrir la financiera, y que lo hicieron solamente para vender el apellido Biden a políticos y empresarios de todo calibre.

CARLSON: “Danos una idea de algunos de los lugares en los que tuviste negocios con Hunter Biden y en qué marco de tiempo.”

BOBULINSKI: “Entonces, obviamente, como ya discutimos, a lo largo de 2015 y 2016 mientras Joe todavía era el Vicepresidente en funciones de los Estados Unidos. Estos muchachos habían estado haciendo un trabajo extenso en todo el mundo, en lugares como Omán, Luxemburgo, Rumania, de los que yo estaba al tanto, pero obviamente no había salido de mi empresa y todavía no había aceptado ser parte de esto.”

CARLSON: “Lo siento, tengo que interrumpirte allí. ¿Omán, Luxemburgo, Rumania?”  

BOBULINSKI: “Correcto.” 

CARLSON: “Así que no hablan ninguno de estos idiomas, ninguno de estos muchachos tiene ningún historial de éxito en los negocios, ninguno tiene experiencia en negocios internacionales. ¿Por qué harían negocios en Omán, Luxemburgo, Rumania y Kazajstán?”

BOBULINSKI: “Oh, porque, debido a que tienen relaciones políticas y tienen el nombre de Biden, pueden organizar reuniones y hacer que cortar burocracias con el fin de ganarse el favor del Vicepresidente en funciones, Joe Biden.”

CARLSON: “Hunter Biden y Jim Biden tienen un historial bien documentado de desastres comerciales de décadas. ¿Tuviste alguna sensación de que alguno de estos muchachos estaba calificado para realizar este tipo de negocios?”

BOBULINSKI: “La única calificación que tenían era el nombre Biden.”

CARLSON: “Pero parece que lo han aprovechado en bastantes acuerdos en bastantes países. Eres un hombre de negocios legítimo que ha hecho tratos en muchos países diferentes. Entonces, solo quiero que me digas una vez más, ¿hay algo sobre la experiencia personal de Hunter Biden, sus calificaciones personales que lo justifiquen para hacer un trato en Kazajstán?”

BOBULINSKI: “Absolutamente nada. Lo único que tenía era el apellido Biden y el hecho de que su padre en un momento obviamente fue el Vicepresidente y potencialmente se postularía como futuro Presidente.”

CARLSON: “Suena como un programa de negocios internacional notablemente ambicioso que tenían ejecutando él y su tío.”

BOBULINSKI: “Extenso, extenso.”

Al finalizar la entrevista, Bobulinski explicó que, mientras hablaba con Jim, el hermano de Joe Biden, en la Conferencia Milken de 2017, le preguntó cómo podrían estar “asumiendo tantos riesgos políticos o riesgos de titulares en contra” participando en negocios tan indecorosos. 

Bobulinski le dijo a Carlson: “Jim me miró y se rio un poco y dijo: ‘negación plausible’“, lo cual significa que en todos los pasos del entramado criminal tenían la capacidad de negar el conocimiento o la responsabilidad de cualquier acción condenable cometida por otros en una jerarquía organizativa debido a la falta de pruebas que puedan confirmar su participación, incluso si estaban personalmente involucrados o, al menos, voluntariamente ignorantes de las acciones.

Bobulinski continuó: “Él me lo dijo directamente uno a uno en una cabaña en el Hotel Peninsula… Y yo pregunté preocupado, ‘¿cómo están haciendo esto? ¿No les preocupa que vayan a poner en riesgo la futura campaña presidencial de su hermano, los chinos, las cosas que ustedes ya han estado haciendo en 2015 y 2016 en todo el mundo? Y casi puedo imaginarme de vuelta su rostro, donde se ríe y dice, ya sabes, ‘negación plausible’.

DEJA UNA RESPUESTA

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre aqui